Encontraron una yarará ñata cerca de La Dulce.

El ejemplar fue encontrado a unos 3 Km de nuestra localidad.



0865386C-88E8-44B8-8AF9-B6E709B89556

Hoy por la mañana fue encontrado un ejemplar de Yaraá Ñata en el camino que une La Dulce con Lumb, a unos 3 Km. de nuestra localidad.

La Yarará Ñata es una especie mediana, de tronco grueso y deprimido y de cola angosta, que habita en las provincias de Buenos Aires, Catamarca, Córdoba, Chubut, La Pampa, La Rioja, Mendoza, Neuquén, Río Negro, San Juan, San Luis, Santa Cruz y Tucumán.

Prefiere las regiones áridas, en ambientes de sabana y estepa. A veces se la puede encontrar en los bordes de zonas boscosas, pero generalmente se la encuentra en ambientes rocosos o arenosos, incluyendo médanos costeros, orillas de ríos y salinas. Cuando se desplaza por suelos arenosos no lo hace en forma sinuosa sino por movimiento lineal, utilizando contracciones ventrales.

Es el reptil venenoso más austral del mundo,? y está presente en la Patagonia septentrional, incluyendo las sierras del norte y centro de la Provincia del Chubut; se la ha hallado ocasionalmente en Santa Cruz.

Es de hábitos crepusculares y nocturnos, y se alimenta de lagartijas y pequeños mamíferos.

No es una serpiente agresiva, y ataca sólo si se siente amenazada. En la mayoría de los casos los ataques y/o conductas agresivas se dan solo si son molestadas o si se tropieza con ella accidentalmente, lo cual es relativamente habitual entre la población rural o los excursionistas en regiones deshabitadas.

Sus morderduras raramente son fatales, pero con frecuencia causan daños al tejido circundante.

Según la página sobre toxicología de la Universidad de Adelaida, el veneno de estas serpientes consiste principalmente en una mezcla de coagulantes, hemorrágicos, necrotoxinas y quizás algún tipo de anti-coagulante aunque no da señales clínicas visibles.

Los síntomas clínicos son:

Efectos locales: dolor, tumefacción, hematomas en la zona de la mordida, sensación de calor o ardor abrasivo, necrosis.
Efectos a nivel sistémico: dolor de cabeza, náuseas, vómitos, dolor abdominal, diarrea.
Efectos neurológicos: confusión, convulsiones, colapso.
Efectos circulatorios: coagulopatías y hemorragias masivas.
En caso de mordedura sin atención médica inmediata, la muerte puede ocurrir dentro de las 72 horas.

Al ser común la presencia de estos reptiles en nuestra zona, en nuestra localidad se brindó una  CHARLA SOBRE OFIDIOS EN LA DULCE. donde se explicó los cuidados qué hay que tener en caso de encontrar estos ejemplares y las medidas a tomar en caso de mordedura.


Compartir esta noticia

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • Digg
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>